DEBILIDAD (Karlina Fernández)



No sabe volar, 
no le gusta el perfume de un libro, 
belleza fatua y sin estrellas. 

No aprecia el olor de una primavera, 
cuando suena un piano no cierra los ojos. 

Su grito de guerra es “no sé” 
y lo sabe con descaro. 

Sólo hay un problema: 
no sé decir que no.

Si te ha gustado la lectura, y quieres colaborar conmigo haz clic AQUÍ
tu contribución para el mantenimiento del blog es de gran ayuda.

Comentarios

Entradas populares de este blog

TONTÍN

MI TÍA, LA DE LA PLAYA

ESTACIÓN CAMARERA (Karlina Fernández)